El Poder de la Risa

25 mar 2015

Photo credit: Anusska via photopin cc

"En la vida hay que reír y llorar tres veces al día, y cuando ríes, lloras"

 

La risa es, probablemente, una de las formas de expresión más antiguas del hombre y que apareció desde el origen del ser humano. La podemos considerar como un antiguo sistema de comunicación que manifiesta un determinado estado emocional. Prácticamente al nacer, los bebés sonríen, al principio de forma refleja, sin ningún motivo concreto, para luego convertirse en una de las primeras formas de comunicación con sus padres.

 

Reír no siempre es sinónimo de estar contento, como tampoco llorar no siempre equivale a estar triste. La risa se puede producir tanto como reacción a un chiste, a una situación cómica o divertida; como también por timidez, por sarcasmo o por el hecho de estar nervioso. En la actualidad, estamos perdiendo la capacidad espontánea de reír y de vivir con humor, ya que la vida cotidiana nos marca un entorno agresivo, competitivo, con presiones y cargas emocionales. Si esta situación no se enfoca adecuadamente puede acabar provocando insatisfacciones, estrés, angustia, agotamiento, etc.

 

Así, uno de los sistemas para liberarnos de todas estas tensiones y que es óptimo para desinhibirnos, descargar, divertirnos, comunicarnos y mejorar el estado de salud es la terapia de la risa. Diferentes estudios sobre la risoterapia señalan que la risa tiene beneficios físicos, psicológicos y sociales, y que puede ayudar a enfrentar los problemas con mejor humor amenguando los conflictos. Según los estudios de José Elías, uno de los mayores expertos españoles en la materia, un minuto de risa diario equivale a 45 minutos de relajación. El psiquiatra William Fry, asegura que tres minutos de risa intensa equivalen para la salud a cerca de diez minutos de remar enérgicamente. Los efectos de la risoterapia pueden ser muy diversos. Puede prevenir el estrés, la depresión, aumenta la autoestima y la confianza, corta los pensamientos negativos (no se puede pensar y reír al mismo tiempo), ayuda a minimizar los problemas, y evita el mal humor y el desánimo. En este sentido, está demostrado que cada vez que reímos nuestro cuerpo segrega endorfinas, unas hormonas directamente relacionadas con la relajación y el bienestar.

 

Para llegar a disfrutar de sus beneficios es necesario diferenciar entre reírse de los otros, que puede tener un trasfondo irónico, sarcástico y despectivo; y reírse con los otros, que genera una risa más integradora, creativa, que proporciona salud y equilibrio. Para practicarla hay que empezar por desbloquearnos con pequeños ejercicios de expresión corporal, para luego pasar a divertirnos con juegos ingeniosos, creativos, alegres, que favorezcan la espontaneidad, la comunicación, el cambio de estado de ánimo y la apertura emocional. En definitiva, el objetivo de la risoterapia es claro: dejarse ir, vivir la risa y sonreírle a la vida.

 

 

Adriana Larrañaga Mendoza.

Psicóloga General Sanitaria de CALM Psicología

@psicolarra psicolarra@gmail.com

 

 

 

 

¿Te ha gustado el artículo? ¡Compártelo!

Información

CALM Psicología

Calle Castillejos, 326

08025 Barcelona

Tel: 665.557.243

email: info@calmpsicologia.com

Metro: L5 Sant Pau/Dos de Maig o     L2 Sagrada Familia

Bus: 20, 45, 47, H8

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio Recomendar esta página Recomendar esta página
© CALM PSICOLOGIA - Tel. 665557243 - email: info@calmpsicologia.com Aviso Legal